Nace una nueva rivalidad entre Microsoft e Intel

Gilberto Ruiz Rojina

Por: Gilberto Ruiz Rojina

     

Desde hace un buen tiempo, Microsoft e Intel han sido buenos amigos, hasta socios y cómplices en muchos casos, y la razón es obvia: Microsoft hace software para computadoras con procesador Intel (y para otras arquitecturas, pero digamos que le echan porras). Su relación ha sobrevivido varios altibajos, como el hecho de que Intel diseñe procesadores especiales para Apple (como el que usó la primera MacBook Air), sin embargo, los nuevos planes de Microsoft pudieran poner en riesgo esta bonita relación.

¿Cuáles son esos planes de Microsoft? El hecho que podría cambiar todo es la promesa de Microsoft de producir una versión de Windows 8 para procesadores ARM (uno de los archienemigos de Intel). Ah, pero Intel no se quedó muy tranquilo (aunque no sabemos si lo hizo en respuesta o como algo independiente) ya que ahora ofrecerá la versión LibreOffice para Windows a través de su tienda de aplicaciones, la AppUp store. Este software de productividad estará validado para ejecutarse en PCs con procesador Intel y será gratuito. Para lograr esto, Intel se unió a la The Document Foundation, donando al menos entre 10 y 20 mil dólares a dicha fundación. Junto con Intel, empresas como SUSE, Red Hat y Google apoyan a esta fundación, solo que Intel proverá la infraestructura de su tienda de aplicaciones para promover este software. Por su parte, LibreOffice (fundada por ingenieros de OpenOffice.org y comandada por gente de Microsystems), ya cuenta con 25 millones de usuarios en el mundo, tanto en Windows como Mac.

Con esto, Intel ataca a Microsoft en uno de sus puntos más fuertes, Office, y ofrece un software que produce archivos compatibles con MS Office, pero con un precio irresistible: gratis. Quizá todo esto no sea suficiente para que desaparezca su relación, finalmente uno depende del otro, aunque por lo visto ya no por completo, ya que ahora Microsoft desarrollará software para ARM, e Intel colaborará con software que compite con el de Microsoft. Así las cosas en el mundo de la tecnología, no se pierdan el próximo capítulo.

comentarios